sábado, 21 de octubre de 2017

Blade Runner 2049


Han pasado treinta años desde que los Blade Runners persiguieran a los replicantes defectuosos. Una nueva generación con esperanza de vida ilimitada se ha integrado en la sociedad, aunque los modelos antiguos aún deben ser "retirados". En este ambiente futuro y decadente se mueve K, un replicante que funciona como Blade Runner y gracias al descubrimiento de una caja iniciará una investigación especialmente compleja e inquietante.

Llega la esperadísima secuela de una de las películas de culto más populares que existen: Blade Runner. Han pasado más de treinta años para que Ryan Gosling recoja el testigo de Harrison Ford. La segunda parte es igual de compleja que la primera, así que pasaré a diseccionarla como se merece, Empecemos.

Para empezar, la fotografía y puesta en escena son dignas de mención. El cine se había acostumbrado demasiado a ofrecernos futuros asépticos, como los presentados en Yo, robot o Minority report, y aquí se agradece que todo sea más sucio y cyberpunk. El avance tecnológico se nota, presentándonos de nuevo Los Ángeles como una ciudad aglomerada y superpoblada, con cientos de anuncios holográficos que me han recordado a Ghost in the Shell. El trabajo en este sentido es excelente, con cada plano cuidado al máximo detalle y unos efectos visuales apabullantes que sin embargo, salvo en algunas ocasiones, no caen en el exceso, reflejando la sociedad futura, sucia y contaminada como es, que ya iba siendo hora de hacer algo auténticamente cyberpunk entre tanta blancura impecable. Espero que si algún día se adapta Akira a imagen real sigan esta tendencia.

Sigamos con la banda sonora, que a mi juicio, y pese a su calidad, baja un punto con respecto a su predecesora. La sombra de Vangelis es muy alargada, y en especial el famoso tema de los créditos finales es inolvidable. Aún así, la música de Blade Runner 2049 es más que correcta, de nuevo y aún a riesgo de repetirme muy superior a las películas medias de acción y ciencia ficción (y sí, lo reconozco aunque me pese: también de superhéroes). Es evidente que Hans Zimmer va a hacer un buen trabajo, y desde luego, como siempre, se luce. Un fondo musical que acompaña a la perfección la historia, muy futurista, eficaz y bello en muchos pasajes, aunque insisto en que a mi juicio no supera la inmortal banda sonora de la primera parte.

Sigamos ahora con el reparto. Ryan Gosling está excesivamente inexpresivo, vale que interpreta a un replicante pero podría haberle puesto más emoción en algunos momentos del metraje. Jared Leto ofrece una buena interpretación pero en exceso turbadora, aparte que, tal como comento más abajo, su personaje es el que menos me ha gustado. Robin Wright en su línea, nada a destacar, y Harrison Ford demostrando una vez más que la veteranía es un grado. Por último hago mención especial a Ana de Armas, quien construye un buen personaje demostrando su creciente talento como actriz. Para mí su interpretación es la más sorprendente e impactante de la película.

Y dejo para el final el que, quizás, sea el aspecto más tortuoso de la cinta: su guión. Al igual que en su momento hizo Ridley Scott, Denis Villeneuve ofrece una historia que puede ser entendida a varios niveles, y que adquiere tintes mesiánicos en varios puntos del metraje, en especial con Niander Wallace, el personaje de Jared Leto. La película tiene un desarrollo lento, necesariamente lento y en nada parecido a lo que vemos últimamente en ciencia ficción, donde todo se resuelve de forma muy rápida y precipitada. Durante sus casi tres horas de metraje se desarrolla una historia por capas que poco a poco va abriéndose al espectador. Cuidado que la película tiene muy poca acción, al igual que su predecesora, y requiere una gran atención para ser entendida en su plenitud, aunque estoy seguro de que ganará tras varios visionados. Pero, definitivamente, no es una película diseñada para todo tipo de público, recoge la antorcha de película de culto y crea una historia intrincada y de múltiples dimensiones que deja la puerta abierta a una posible secuela, aunque tampoco es necesaria (me pregunto si la harán cuando Ryan Gosling tenga la edad de Harrison Ford...) A destacar que introducen elementos de la novela original (¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas?, de Philip K. Dick) que complementan los ya ofrecidos en la primera parte, haciendo que si has leído la novela esta segunda parte cobre mucho más significado.

En resumen: Blade Runner 2049 no discurre por los caminos de lo fácil sino que ofrece un producto de innegable belleza visual pero complicado de digerir, al igual que lo fue su predecesora. Es difícil de puntuar, así que en este caso me abstendré de hacerlo.

miércoles, 27 de septiembre de 2017

It


En el pueblo de Derry, un niño llamado Georgie es agredido y secuestrado por una entidad que se hace llamar Pennywise. Su hermano, junto al resto de su pandilla llamados "los Perdedores", investigarán la desaparición del niño, averiguando que Pennywise es una criatura que se alimenta del miedo.

Adaptación de la novela del maestro del terror Stephen King y remake de la miniserie que se hizo en 1990 magistralmente protagonizada por Tim Curry. Antes de seguir, avisar que esta es la primera parte, adapta media novela (la parte en que los personajes son niños) dejando para la segunda la otra mitad (en la que son adultos).

It es una película que juega con la atmósfera, en la mejor tradición de cine de terror oriental (que, esta vez sí, está bien cogido aunque la obra original no sea japonesa). Andrés Muschietti logra tener al espectador con el corazón en un puño a través de sonidos, música ambiental y sutileza, pese a que el principio no puede ser más fuerte ni brutal. Me ha gustado mucho el sabor ochentero que destila, que remite a obras como ET o Los Goonies, o a la reciente Stranger things. No solo en el pueblo de Derry, que evoca mucha tranquilidad como "lugar idílico" para contrastar con la oscuridad de la historia, sino también por algunos planos y trucos de cámara que recuerdan mucho a las películas mencionadas.

En cuanto al reparto, cumple muy bien, los chavales están muy bien elegidos y cada uno, en su personaje, pero por supuesto el que se lleva la palma es Bill Skarsgard, que interpreta a Pennywise. No olvidemos que aquí el payaso forma parte de la atmósfera general de terror que transmite la película, es un medio antes que un fin aunque sea el principal. Aún así, consigue aterrar bastante sobre todo en algunas escenas. Reconozco que al principio no me gustaba, y más recordando la magistral interpretación de Curry (ni la fuente original, es decir la novela), pero ha acabado convenciéndome, su Pennywise es más que notable.

Respecto a los efectos visuales, yo esperaba que se abusase de ellos pero para nada. Es evidente que la mejora tecnológica se nota, pero no hay un exceso, cumplen muy bien sobre todo a la hora de hacer a Pennywise aterrador, pero en su justa medida, algo que se agradece (al fin y al cabo se trata de terror, no de ciencia ficción). Quizás en la última parte de la película es donde se notan más, pero como bien digo no hay un abuso.

Y poco más que decir, dos horas de contraste entre la idílica vida de Derry y el miedo que provoca lo que vive bajo ella. Una estupenda adaptación del maestro del terror que recomiendo sin reservas y a la que doy un 8.

domingo, 30 de julio de 2017

Spiderman Homecoming


Película continuación de "Civil War" que narra las aventuras de Spiderman, un joven superhéroe con poderes arácnidos que se las tendrá que ver con el Buitre, un ladrón de aparatos de alta tecnología que pondrá en jaque a la corporación Stark.

Pues llega la tan esperada versión "100% Marvel" del superhéroe más famoso de la compañía. El inicio no puede ser más revelador, ya que la banda sonora es... ¡la de la serie de dibujos! Sí, ya sabéis, el famoso "Spiiiiderman, Spiiiiiderman, contra el mal Spiiiiiderman". Esto es toda una declaración de intenciones que vemos desgranada a lo largo de la película. Aquí se saltan el origen, no hay muerte del tío Ben ni hay picadura de araña, se asume que el espectador ya sabe de qué va la cosa.

En cuanto al trabajo actoral, Tom Holland ofrece un Spiderman de 15 años convincente, en ningún momento se le va la olla más de lo normal, y Michael Keaton como Buitre lo borda, sin duda es un actor que gana con la madurez. Los demás bien, Downey Jr. como Iron Man bien, como siempre, y los compañeros de clase de Spiderman bien aunque Flash (Thompson, aunque en la película no dicen el apellido) se hace un poquito cargante.

En cuanto a los efectos especiales y visuales pues a la altura de lo que se espera en una película de este tipo. No profundizaré mucho en el tema porque no la considero una película que destaque por encima de cualquier filme de superhéroes en este sentido. Quizás la parte más espectacular sea el rescate del barco.

Y por último, y por una vez, destacaré el guión. Mucho humor, más de lo habitual en las películas Marvel, situaciones bien hechas y bien hiladas y sin cabos sueltos. Vamos, que me ha sorprendido en positivo y es de agradecer que, aunque sea cine palomitero, se cuide en este sentido. Quizás el único "fallo" es que Spiderman no muestra signos del sentido arácnido en ningún momento, pero ya se sabe que ese poder funciona cuando el guionista quiere, con lo cual creo que se lo pueden saltar a la perfección y quedarse tan anchos. No afecta para nada al desarrollo de la película.

Lo único que no me ha acabado de convencer es la segunda escena postcréditos, que la he encontrado totalmente insulsa y que no afecta para nada al desarrollo de la película, pero por lo demás película redonda para ir a verla con amigos, en pareja, con críos o solo. ¡Lo vais a pasar en grande!.

Y como siempre, ya está debidamente listada en mi ranking.

martes, 11 de julio de 2017

Wonder Woman

En la oculta isla de Themiscyra viven las amazonas, mujeres guerreras creadas por Zeus para mantener la paz. De ellas la más poderosa es Diana, su princesa. Diana conocerá a Steve Trevor, un valiente soldado en la I Guerra Mundial que le hará mezclarse en el conflicto.

Llega la primera parte de las aventuras de la heroína más icónica de DC Comics, una película crucial por varias razones: es la primera película protagonizada por una superheroína, es el primer blockbuster dirigido por una mujer y es la primera vez que Wonder Woman salta a la gran pantalla. El resultado es una película de acción con un trasfondo de reflexión (ligero, que hablamos de superhéroes al fin y al cabo) sobre la guerra y la naturaleza humana. La película cumple de sobras lo que se espera de ella. Mucha acción, muy épica, extraordinarios efectos especiales, interpretaciones correctas... vamos, que no sorprende pero tampoco decepciona, es exactamente lo que esperas desde que te sientas en la butaca hasta que te levantas de ella.

En el apartado interpretativo, Gal Gadot sigue mostrando la misma fuerza que en BvS aunque esta vez se comporta de una forma más inocente, demostrando que es su primer contacto con el mundo de los humanos. Chris Pine como Steve Trevor está más que correcto y el resto del reparto cumplen bien. A señalar el ya habitual grupo de nacionalidades mixtas (un hindú, un nativo americano y un escocés) que acompañan a los dos protagonistas, quienes tienen momentos en que muestran sus respectivas personalidades pero tampoco se explota demasiado. En cuanto a los malos, quizás anden un poco faltos de motivación, sobre todo la doctora Maru interpretada por nuestra Elena Anaya, pero también hay que entender que Wonder Woman aterriza en medio de la guerra, por lo que las motivaciones de los malos tampoco tienen que explicarse demasiado.

Respecto a la fotografía y efectos especiales, como es de esperar son espectaculares. Al principio me pareció que abusaban un poco de la cámara lenta, pero al final le he encontrado la lógica: sirve para mostrar las habilidades guerreras de la heroína, algo que la distingue de Superman, su equivalente masculino.

Un aspecto que me ha gustado mucho de la película es su banda sonora, que aunque no deja de ser la típica fanfarria de película de acción mezcla muy bien temas que remiten a la antigüedad griega con la música rock que en BvS se asoció con el personaje. Acompaña muy bien las imágenes y resulta una combinación muy eficaz y armoniosa.

Y esto es todo lo que da de sí Wonder Woman, película destinada a romper moldes y aportar frescura al ya repetitivo género de los superhéroes en el cine. ¿Lo conseguirá? Lo que sí consigue, desde ya, es un lugar en mi ranking.

miércoles, 17 de mayo de 2017

Guardianes de la galaxia 2



Continuación de "Guardianes de la galaxia", donde el grupo cósmico de Marvel tiene que hacer frente a nuevas amenazas, relacionadas en este caso con Star-Lord y su pasado.

Bien, esta segunda parte reúne lo que todo el mundo espera de una película Marvel: muy buenos efectos especiales, mucha acción, chistes... en resumen, lo mismo que tenía la primera incluyendo todo el carisma que exudan sus personajes. Sin embargo, esta me ha gustado algo menos. ¿Por qué? Yo diría que por exceso de acción, le falta a lo mejor un pelín de humor que es suplido con explosiones por todas partes. Por lo demás es una peli muy chula y disfrutable, distraída aunque hacia el último cuarto de hora para mi gusto baja un poquito debido precisamente a este exceso de acción, no obstante tiene un par de momentos estelares (y nunca mejor dicho) muy buenos.

En cuanto a los personajes, pues todos tienen su momento estelar, por supuesto esto incluye a Mapache Cohete que sigue siendo de lejos mi favorito (con Baby Groot pisándole los talones), y no hay mucho más que decir: más de lo mismo, con todo lo que ello implica, tanto bueno como malo, y acción a raudales, quizás en exceso en ocasiones. Sigue habiendo ese rollo Star Wars aunque más contenido, y Kurt Russell como siempre genial en su papel. Ya la tenéis clasificada en mi ranking. ¡Yo soy Groot!

miércoles, 12 de abril de 2017

Ghost in the shell



En el futuro, la mayor Mira Killian es la líder de la Sección 9, un grupo operativo de élite, pero no es solo eso: es la primera persona cuyo cerebro ha sido trasplantado a un cuerpo totalmente cibernético. No obstante, este proceso fue mucho más siniestro y complicado de lo que inicialmente parece, como podremos ver a lo largo de la película.

Ghost in the shell es la adaptación del manga y anime de Masamune Shirow, una historia compleja y transhumanista que juega con el límite entre lo humano y lo mecánico, virtud que la película comparte a pesar de parecer, inicialmente, el típico espectáculo de acción hollywoodiense. Acción tiene pero la justa y necesaria, por lo que me han dicho la misma que la primera película de animación (que no he visto) pero un poco más alargada, pero Ghost in the shell no es una película de acción sino de reflexión, lo cual requiere una cierta lentitud y complejidad argumental. Esto no gustará a algunos, que la encontrarán aburrida y con razón. No olvidemos que, en su momento, Blade runner fue un fracaso y hoy está considerada una película de culto, pues creo que ese es el destino de Ghost in the shell. Se huye de lo comercial, de lo manido y del argumento simple en favor de una adaptación eficaz del manga, pese a que eso le reste números en taquilla.

Lo que más destaca de la película es su cuidadísima estética, la recreación de la ciudad (Tokio, supuestamente, aunque no queda claro), los edificios llenos de hologramas que contrastan con los edificios colmena de la parte pobre de la ciudad. En este sentido no se le puede achacar ningún defecto, a nivel visual es una película increíble con una fotografía cuidadísima. Por su parte, la banda sonora de Clint Mansell, compositor que puede parecer equivocado en principio, contribuye a crear esta atmósfera con ritmos de clara inspiración oriental.

En cuanto a los actores, Scarlett Johansson cumple muy bien como la mayor (aunque, ¿qué voy a decir yo de ella? Toda película en la que sale gana enteros), pero sin duda el que se lleva la palma es, como no, Takeshi Kitano como Daisuke Aramaki, líder de la Sección 9, que demuestra que a su edad sigue siendo el amo. El resto, bien en sus respectivos papeles, sin defectos reseñables.

En resumen, Ghost in the shell es una de esas películas de ciencia ficción diferentes, que se salen del estándar para ofrecernos una historia más profunda de lo que parece inicialmente. No apta para los fans de la acción absoluta, mi puntuación final es un 7.

sábado, 18 de febrero de 2017

Múltiple


Tres adolescentes son secuestradas por un hombre con personalidad múltiple que les hará pasar por un infierno a la vez que hace surgir su personalidad definitiva.

Mi relación con M. Night Shyamalan es un poco de amor-odio. Me sorprendió con "El sexto sentido", me cautivó con "El protegido", que considero su mejor película, me decepcionó con "Señales" y me hizo echar pestes con "El bosque". A partir de su cuarta película dejé de fijarme en la filmografía de este director, solo he visto un par de pelis suyas en la tele (la de los suicidios que me pareció de vergüenza ajena y "Airbender: el último guerrero", que al ser un encargo no la considero suya del todo), pero las buenas críticas de "Múltiple" me han animado a verla...

Y reconozco que me he reconciliado con él. "Múltiple" es el escaparate de lo mejor de este director. Guión trabajado, pausado, interpretaciones sobresalientes, planos generales cargados de detalles, música inquietante... sin duda, la puedo situar como una de las tres mejores películas de terror que he visto en los últimos dos años, y desde luego demuestra que, cuando quiere, Shyamalan es capaz de hacer obras maestras, atmosféricas y que te dejan pegado a la butaca.

Pero por supuesto, una película no sería nada sin actores, y desde luego estos están de guinda. James McAvoy interpreta a las diversas personalidades del psicópata con un extraordinario tino (¿candidato al Óscar al mejor actor?), sin duda este joven actor ofrece lo mejor de sí mismo en este filme, se nota que lo ha dado todo y que Shyamalan ha sacado lo mejor de él, pero atentos también a la joven Anya Taylor-Joy, que interpreta a Casey, la líder de las chicas secuestradas. Hay que decir que Anya es más mayor de lo que parece en la película, hecho que quizás le dote de una mayor profesionalidad pero no le quita mérito, resuelve muy bien los duelos interpretativos con McAvoy. Mención especial merece la escena del walkie-talkie, a mi juicio la mejor de la película.

En cuanto al final... bien, esta vez no hay giro, supongo que se cansaría de hacerlos, pero sí que hay una sorpresa que no voy a desvelar y que anticipa una continuación, la cual espero que se produzca porque sin duda promete dejarnos boquiabiertos de nuevo.

Y esto es todo lo que dan de sí las múltiples personalidades de Kevin, que no es poco. Película para ver y repetir hasta quedarse con todos los detalles, mi puntuación personal un 8.